10 de agosto de 2006

Metalway 2006 (8ª parte)

Durante Megadeth desaparecí del recinto y me fui a tomar un poco el aire, pues quería ver a los Guardian en condiciones. Mis amigos me dijeron que Mustaine estuvo bien y más de uno maldijo su marcha de Metallica, pero como tampoco es un grupo que en principio me llame la atención, me dio igual habérmelo perdido.

Y como broche de oro y diamantes cerraron el festival unos Blind Guardian, con un concierto (dejadme utilizar la expresión) ACOJONANTE, lo mejor del festival sin lugar a dudas, sonido excelente, músicos increíbles, artistas inigualables. Tocaron un total de 14 canciones (más o menos) con una calidad escénica impecable: sonido, voz, canciones... TODO. Un concierto que ya me hubiera gustado ver en otros artistas. "The Bard's song", "Mirror, Mirror", "Lord of the Rings", "Nightfall", "Bright Eyes", "Valhalla", "A past and a Future Secret", "And the Story Ends", y solo por nombrar unas cuantas canciones que cayeron en el festival. Sin duda alguna es el mejor concierto al que he asistido en toda mi vida.

Uno de mis amigos me dijeron que los Guardian eran en la actualidad uno de los grupos que gobernaban el panorama musical europeo, y ahora entiendo porqué ¡¡¡Pero qué buenos, Dios mío!!!

Como solo puedo decir cosas buenas de ellos pues... ¡¡¡CHOCOLATE!!! Que no, que no me he rayado, es que han sido mi chocolate en este festival, un postre que disfrutar despacio, relamiendo cada nota, saboreando cada sonido y recordando el buen sabor que dejó en mis oídos y en mis achispados ojillos.

Nos dirigíamos todos hacia la zona de acampada cuando me di cuenta de que no había probado bocado desde el día anterior. Así estuve yo con el semi-pedo consciente todo el santo día. Paramos en una hamburguesería móvil que estaba hasta el culo de gente y mi estómago tuvo que tragar con una hamburguesa grasienta y unas patatas para no irse vacío a la cama, que la resaca ya estaba a la vuelta de la esquina.

A la mañana siguiente todos con unas resacas de pánico. Yo casi me sentía morir pero saqué fuerzas de flaqueza para desmontar la tienda y llevar las mochilas al coche. Nos marchamos de allí en el super-coche a eso de las 12 de la mañana, con toda la solana pegando fuerte (he de recordar que mi super-coche no tiene aire acondicionado) y al cabo de dos horas paramos a comer. Yo ya estaba que me moría, no sé cómo aguanté hasta el restaurante, supongo que por el peso que suponía ser la responsable de la vida de tres tíos que estaban sobando la mona todavía del día anterior.

Allí me quedé dormida durante las dos horas que estuvimos comiendo. No probé más que dos tapitas de , y solamente porque sabía que mi estómago necesitaba algo para recuperarse de la resaca, y en cuanto pude me escondí tras mi gorra americana y las gafas de sol, y cerré los ojos para descansar un poco.

Cuando reiniciamos la marcha no podía con mi alma, bueno, mi alma no podía con el cuerpo resacoso-total que había quedado del fin de semana brutal. Así que uno de mis amigos se ofreció para conducir el coche durante un rato, cosa que le agradecí en el alma (mi alma estaba dando saltitos dentro de mí diciendo ¡gracias, gracias gracias!). Pude dormir durante una hora, pero como todos nos quedamos dormidos, al muchacho también le entró el gusanillo de cerrar los ojos, y antes de que pasara nada grave paramos en una gasolinera a descansar. Ya allí estaba más o menos recuperada, y desde allí retomé el viaje de vuelta a ritmo de mi música (el que conduce elige la música). Los tres amigos se quedaron sopa casi el resto del camino y por fin llegamos sin sobresaltos de vuelta a casa.

Cuando llegué a mi casa no quise ni descargar las cosas del maletero y me fui directamente a la cama para dormir de un tirón casi 14 horas en las que recuperé parte de la movilidad corporal, algunas neuronas que se fueron de juerga el sábado y que no aparecieron hasta el lunes, y la capacidad de razonamiento consciente.

Lo dicho, mucha fiesta, mucho alcohol y mucho heavy metal.

¡¡¡Y que se repita muchos años, coño!!!

1 comentario:

Berni de Melnibone dijo...

QUE BUENO QUE FUE EL CONCIERTO DE BLIND GUARDIAAAN

la verdad es que nosotros estavamos petados de tanto saltar i cantar con Edguy i helloween i de aguantar a los miticos megadeth (que no me gustaron i se me hicieron larguissimos...) pero al empezar las canciones de Blind... aquel Into the Storm i Born in a Mourning Hall... me hicieron vibrar de tal forma que mi cuerpo omitio todo el dolor. ya no tenia espalda i mis pies se habian ido... pero mi corazon estaba en el escenario cantando a pleno pulmon (que imagen... un corazon y unos pulmones) con hansi... VIVA BLIND GUAARDIAAAN y que viva el POWER!!!

 

blogger templates | Make Money Online